• 0 VIRUS INSERTA PORNOGRAFÍA EN APPS PARA NIÑOS

    Muchos de ustedes como padres en más de una ocasión les han dado sus teléfonos celulares a sus hijos pequeños para que puedan ver videos o jueguen en ellos, para que así puedan estar un rato entretenidos y por ende tranquilos, a pesar de que pueda ser un dispositivo muy útil, también conlleva sus riesgos, más aún si los ciberdelincuentes toman ventaja sobre esto. Este es el caso de “AdultSwine”, un nuevo y desagradable código malicioso en la tienda Google Play Store que se esconde en casi 60 aplicaciones de juegos infantiles, que suman entre 3 y 7 millones de descargas. Un grupo de investigadores ha explicado en un comunicado que el virus, una vez que la aplicación infantil infectada ha sido instalada, espera a que el usuario la inicie o desbloquee su pantalla para iniciar el ataque. Cuando lo hace, el ciberdelincuente elige que aparezca en el teléfono hackeado una de estas tres opciones: con anuncios inapropiados y pornográficos; introduciendo «scareware» -incita a descargar aplicaciones de seguridad innecesarias-; o a través del envío de SMS Premium -apuntando a la víctima en servicios premium de pago que no ha solicitado. AdultSwine es un malware que no solo puede robar el dinero de las víctimas, sino también mostrar contenido no adecuado a menores de edad. También tiene una gama mucho más amplia de actividades maliciosas que podría llevar a cabo. Debido al uso masivo de las apps móviles, es probable que los ciberdelincuentes sigan lanzando este y otros programas maliciosos contra usuarios confiados, atacando a los más indefensos como son los niños. Así que debemos proteger a nuestros niños, porque aunque sea de nuestros celulares en donde nosotros nos descargamos apps para que ellos visualicen, no sabemos todo lo que en realidad contenga esta aplicación, por lo que debemos cuidarlos en todo momento.

  • 0 LA PORNOGRAFÍA TE PUEDE LLEVAR A LA VIOLENCIA

    La mayoría de la pornografía que se consume tiene imágenes violentas, donde la mujer es agredida y menospreciada tratada como un objeto más y que tiene poco valor, mostrando una imagen de sumisión y obediencia al varón, mientras que el hombre se muestra como la parte dominante. Las investigaciones han confirmado que las personas que consumen pornografía tienen más probabilidades de apoyar las declaraciones que promueven el abuso y la agresión sexual hacia las mujeres y las niñas. Estos estudios han demostrado que los consumidores de pornografía violenta y no violenta tienen más probabilidades de usar la coerción verbal, las drogas y el alcohol para obligar a las personas (en su mayoría hombres obligando a mujeres) a tener relaciones sexuales. Y múltiples estudios han encontrado que la exposición a la pornografía aumenta el comportamiento agresivo, incluyendo tener fantasías violentas y cometer asaltos violentos. Nuestros cerebros tienen lo que los científicos denominan “neuronas espejo” que son células cerebrales que se activan no solo cuando hacemos cosas por nosotros mismos, sino también cuando observamos cómo otras personas hacen cosas. Entonces, cuando una persona está viendo pornografía, naturalmente comienza a responder a las emociones de los actores que se ven en la pantalla. A medida que el consumidor se excita, su cerebro se pone a trabajar para conectar esos sentimientos de excitación a lo que se ve en la pantalla, casi como si realmente estuviera teniendo la experiencia. Entonces, si una persona se siente excitada al ver a un hombre o una mujer patear y gritar, el cerebro de esa persona aprende a asociar ese tipo de violencia con la excitación sexual. Para empeorar las cosas, cuando la pornografía muestra víctimas de violencia que parecen aceptar o disfrutar ser heridos, el espectador recibe el mensaje de que a las personas les gusta que las traten de esa manera, dando a los consumidores la sensación de que está bien actuar agresivamente. Así que es importante detener de forma inmediata el consumo de pornografía en los individuos para que no lleguen a perder la noción de la realidad y de lo que está bien de lo que está mal.

  • 0 ¿LA PORNOGRAFÍA AFECTA AL CEREBRO?

    La respuesta a esta pregunta es un: ¡SI! Según un estudio realizado en Alemania a sesenta y cuatro hombres saludables entre 21 y 45 años se pudo observar que mientras mayor era el número de horas por semana que consumían pornografía, mayor era el deterioro de las conexiones entre el cuerpo estriado y la corteza prefrontal, que es la capa externa del cerebro a cargo del comportamiento y la toma de decisiones. En pocas palabras su materia gris disminuía. Como cualquier otra adición, la pornografía genera grandes cantidades de dopamina en nuestro cerebro. Pero si el cerebro se ve saturado por la sobreproducción de determinadas sustancias debido al consumo continuado de pornografía, intentará luchar contra ese exceso eliminando parte de esa dopamina a través de los llamados receptores dopaminérgicos, que son como pequeños sensores al final de la neurona que captan el mensaje de la dopamina. Con menos receptores disponibles, si se sigue generando dopamina por un consumo de pornografía, aunque se genere a los mismos niveles, no se va a sentir la misma respuesta placentera que se tenía inicialmente. Como resultado de esto, viendo la misma pornografía no se alcanzará el mismo nivel de excitación, y por eso algunos consumidores de pornografía, comienzan a buscar más pornografía y más explícita para conseguir la misma respuesta que lograban anteriormente. Muchos consumidores de la pornografía buscan formas de excitarse a través de cosas que antes probablemente les darían asco o aspectos que con anterioridad considerarían como poco éticos y moralmente incorrectos. Una vez los consumidores comienzan a ver actos sexuales extremos y peligrosos, al paso del tiempo su cerebro empieza a normalizar ese tipo de actos, considerándolos como comunes y sin mayor relevancia en aspectos morales. Por eso se puede identificar cuatro etapas de un consumidor de pornografía:      - Adicción: el deseo y la necesidad de mirar imágenes pornográficas.      - Escalada: la necesidad de imágenes más explícitas y fuertes para conseguir el mismo efecto.     - Desensibilización: el material que al comienzo era sorprendente y tabú se considera como normal.      - Actuar: tendencia a imitar los comportamientos vistos. Así que no hay que normalizar el hecho de consumir pornografía, ya que deteriora la salud como lo haría cualquier otra droga por lo que liberan las mismas sustancias químicas en el cerebro y que deterioran al mismo. 

  • 0 LAS NIÑAS INVISIBLES DEL ECUADOR

    En el país durante el 2009 y el 2016 existieron 17.448 partos por niñas menores de catorce años según los datos de Estadísticas Vitales y Nacimiento del Instituto Nacional de Estadísticas y Censo; es decir que en promedio cada año hay 2.181 partos de niñas de esta edad (14 años) y que según el Código Orgánico Integral Penal todos estos casos pertenecen a víctimas de violencia sexual, pero según el Ministerio de Salud Pública el 80% de embarazos de niñas menores de catorce años es producto de una violación sexual, mientras que el porcentaje restante fue de forma consensuada. El sistema de salud es una de las principales puertas de entrada para atención a víctimas de violencia, pero en el caso de las niñas violadas y embarazadas opera el ocultamiento, dado que muchas veces estas niñas violadas y embarazadas acuden a centros de salud pero los doctores no notifican su violación. Por el Ministerio de Salud se conoció que entre el 2013 y 2016, se registró apenas 232 consultas preventivas (examen y observación que dieron como consecuencia a denuncia de violación) a niñas menores de catorce años. Un bajo número comparado con las 8.677 niñas que esos mismos años parieron producto de violación. Las 2.181 niñas menores de catorce años, violadas que llegan cada año a un centro de salud u hospital en busca de atención por su embarazo, el sistema de salud no las está tratando como víctimas de violencia de género, ya que esa no fue la causa de su consulta. Estas niñas son registradas como madres y reciben la misma atención que las más de 280.633 mujeres adultas que dan a luz cada año en Ecuador. El único rastro de ellas que tiene el Estado, está en las estadísticas de madres que dieron a luz hijos vivos.  Aquí no figuran las que dieron a luz hijos muertos, o las que murieron al dar a luz, que suman varios números más. Según la encuesta Nacional sobre Relaciones Familiares y Violencia de Género contra las Mujeres, elaborada por el INEC en 2011, indica que el 27,3% de niñas y adolescentes abusadas sexualmente nunca dio a conocer su vivencia, un 13,9% solo pudo hacerlo después de transcurrido mucho tiempo desde que sucedió el abuso sexual. Esto significa que cuatro de cada diez niñas y adolescentes vivieron solas y en silencio el abuso, y no contaron con ningún apoyo para superarlo. Lo más triste es que la mayoría de los violadores de estas niñas son parientes cercanos, padres, hermanos, tíos, cuñados, padrastros, etc. Y estas personas quedan en la impunidad, ya que las denuncias que llegan a la fiscalía son muy pocas, por ejemplo en el 2011 se registraron apenas 303 denuncias por violación contra niñas menores de catorce años, de las más de 1.574 niñas entre diez y catorce años que dieron a luz. De las pocas denuncias que pudieron llevarse a cabo, el porcentaje que recibió sentencia condenatoria es mínimo. Según la Fiscalía,  entre 2015 y 2017 se registraron 27.666 denuncias sobre delitos sexuales en todo el país; de estas, 4.854 son contra niños, niñas y adolescentes, de los cuales se ha judicializado apenas la mitad. De esta mitad, solo 817 casos tienen sentencias condenatorias, mientras que en 271 casos el agresor fue absuelto. El Ecuador todavía se encuentra en un largo camino para poder resguardar la integridad física y psicológica de sus niñas, para que ya no sean víctimas de violación y puedan ser lo que son NIÑAS.

  • 0 INTERNET SEGURA

    El Día de Internet Segura, “Safer Internet Day” (SID, por sus siglas en inglés) es un evento promovido por la red INSAFE/INHOPE con el apoyo de la Comisión Europea, que se celebra cada mes de febrero con el objetivo de promover un uso seguro y positivo de las tecnologías digitales, especialmente entre niños y jóvenes. El SID se celebra el segundo día de la segunda semana del segundo mes del año y reúne a millones de personas de todo el mundo para impulsar cambios positivos y tomar conciencia acerca de la seguridad en Internet, organizando distintos eventos y actividades. Este día no solo pretende la creación de una Internet más segura, sino una Internet mejor, para convertirla en un espacio en el que todos hagamos uso de la tecnología de manera responsable, respetuosa, crítica y creativa. El SID se dirige a niños y jóvenes, padres y tutores, profesores, educadores y trabajadores sociales, así como a las empresas y responsables políticos, animándoles a participar de forma activa en la creación de una Internet mejor. Con la intención de promover un uso responsable y construir un mejor ciberespacio, cientos de organizaciones celebraron este pasado martes 5 de febrero el Día de Internet Segura, también conocido como el Safer Internet Day. La edición de 2019 llegó con el lema oficial "una Internet mejor comienza contigo: conviviendo con respeto para una Internet segura" y busca apelar a la participación de los cibernautas desde el respeto por las libertades y derechos de todos los usuarios. Así que cada uno debe poner su granito de arena para que la internet sea segura realmente, ya que los más propensos a tener una experiencia negativa son los menores de edad que pueden llegar a confiar de cualquier persona sin tener límites de guardar información personal, por lo que es de vital importancia el compartir con ellos acerca de los peligros a los que se enfrentan y sobretodo el comunicar a sus padres o adultos responsables de cualquier inconveniente o problema que se les presenten.

  • 0 ADICCIÓN A LA PORNOGRAFÍA

    La mayoría de las personas utilizan internet de forma habitual como primera fuente de información y como medio de comunicación y socialización. En los últimos años, la pornografía en el internet se ha hecho cada vez más popular. Para la mayoría el uso de pornografía es algo entretenido pero para otros se convierte en un hábito que genera dependencia y comportamientos fuera de control. La pornografía está vinculada a la práctica de la masturbación, y el exceso de esta puede generar en el individuo depresión, estrés, ansiedad e inestabilidad emocional, desórdenes de atención y mente ausente, memoria insuficiente, sensibilidad a la luz, erección débil e impotencia sexual, esterilidad, prostatitis o uretritis, eyaculación precoz, desórdenes neurológicos, de sueño y digestivos. La frecuente visualización de imágenes con contenido sexual explícito, hace que la persona se excite y por ende se libera dopamina en el cerebro del individuo, lo cual conlleva a la afectación del lóbulo frontal del cerebro, quien es el encargado de las funciones cognitivas y conductuales. Algunas consecuencias por la adicción a la pornografía son: adicción y dependencia, impotencia, depresión, culpabilidad, ira, incremento de fantasías sexuales, comportamiento obsesivo compulsivo, aislamiento social, rechazo al sexo opuesto, divorcios, incremento de violaciones sexuales y homicidios, degradación de la mujer, entre otros. La adicción a la pornografía puede generar problemas físicos, psicológicos, emocionales y espirituales; así como lo hace el consumo de cocaína, marihuana, heroína u otro tipo de sustancias psicoactivas que afectan al cerebro, por lo que no se debe menospreciar o mejor dicho restar importancia si tu hijo/a, hermano/a, esposo/a o cualquier allegado cercano a ti consumo pornografía, ya que a diferencia de las otras drogas, esta se puede encontrar desde la comodidad de su casa.  

  • 0 ABUSO SEXUAL A MENORES DE EDAD: UN MAL PRESENTE EN ECUADOR

    Abuso sexual es toda actividad sexual sin consentimiento, entre dos o más personas miembros de una pareja, compañeros, novios, cónyuges, discípulos. Este abuso opera mediante actos sexuales intrusos, contactos, besos sexuales, coito interfemoral, manoseos, penetración sexual o intento por vía vaginal, anal y bucal; exhibicionismo, actos sexuales, frotamientos, comentarios lascivos, pornografía o indagaciones para obtener información sobre la intimidad sexual.  Y para ser más explícitos el abuso sexual infantil es toda actividad de connotación erótica y/o sexual entre un adulto y un menor de edad, haya o no violación. Los principales medios  empleados para abusar sexualmente son: amenazas, coacción, contacto directo, conversación personal  o telefónica, exhibicionismo, forzamiento, fotografías, invitaciones, mensajes de texto, persuasión, pornografía, seducción.  Desgraciadamente es cada vez más común escuchar en las noticias acerca de abusos sexuales a menores de edad, o simplemente si se ponen las palabras “abuso sexual a niños” en cualquier navegador de internet va a ser sorprendente la cantidad de noticias que  hay al respecto. Se conoce que 6 de cada 10 víctimas de abuso sexual son menores de edad, no es sorpresa que sea la mayoría debido a que los agresores son siempre personas ya mayores que ejercen algún tipo de violencia, poder, amenaza e inclusive de engañar a los pequeños. Pero desgraciadamente solo el 15% de estos casos son denunciados a las autoridades pertinentes y únicamente el 5,3% de ellos alcanza una sanción según la Unicef. Los problemas psicológicos y de salud que pueden conllevar después de que una persona sea violada y no sea atendida de la forma adecuada son cientos, es por esto que es de vital importancia que los padres de los menores siempre estén pendientes sobre sus hijos, preguntarles como les ha ido en el colegio, que les cuente que hicieron, que sepan cual es su círculo social, para que puedan tener una comunicación abierta y que apenas noten un cambio en el comportamiento de los pequeños puedan actuar.

  • 0 LOS PELIGROS DE LA DEEP WEB

    Antes de comenzar con los peligros que nos podemos encontrar en la Deep Web, veremos de que trata la misma y es que en pocas palabra es todo el contenido de Internet que no se encuentra almacenado en los buscadores web convencionales, como Google, Yahoo, Bing, entre otros. Se dice que esta Deep Web o Internet profunda se encuentran más del 90% del total de la información existente en todo el internet. ¿Por qué se dice que es peligrosa? Pues bueno mucho de lo que se puede ver allí va desde el tráfico de drogas hasta el sicariato, así como la trata de personas y hasta pornografía infantil. También archivos privados de distintas organizaciones internacionales y tráfico de armas. Además podemos hallar contenido valioso, sobre avances tecnológicos o publicaciones científicas retiradas de circulación. Debido a la enorme cantidad de contenido disponible, es vital no confiar en nadie. Del otro lado puede haber un simple curioso, un pederasta o un agente de un servicio de inteligencia internacional. Para poder entrar a este internet profunda, se necesita de un navegador especial, llamado TOR, con este tu dirección IP se cambiará para que puedas estar en el anonimato. Pero aun así utilizando este navegador puedes ser víctima de un hacker, de acuerdo con un informe de ciberseguridad realizado por Norton en 2017, los hackers perfeccionan sus habilidades aprovechándose de que los consumidores sienten que pueden estar tranquilos. El 35% de la población mundial tiene, como mínimo, un dispositivo sin proteger, lo cual los deja expuestos a ransomware, sitios web maliciosos y ataques de phishing. De hecho, en 2017, los cibercriminales lanzaron más de 1 millón de ataques web en contra de usuarios de Internet por día. Si vas a entrar a esta Deep web debe ser con un buen software de protección, ya que una simple selfie puede ser hackeada y vendida por los ciberdelincuentes en la deep web, donde posteriormente es utilizada para diferentes objetivos, como la venta de pasaportes o documentación falsa. Con una simple fotografía pueden llegar a tener acceso a la cuenta bancaria del usuario, ya que algunos bancos cuentan ahora con el reconocimiento facial como herramienta de seguridad. Nuestro consejo es que no entres a la Deep web por su peligro, pero si lo llegases a hacer recuerda proteger tus dispositivos para que no seas víctima de un haceko.

  • 0 ¿CÓMO HABLAR CON TUS HIJOS SOBRE LOS RIESGOS DE INTERNET?

    En la actualidad los niños desde muy pequeños ya saben utilizar los aparatos tecnológicos prácticamente a la perfección, pero el hecho de saber cómo reproducir un video, jugar en línea o utilizar las redes sociales no implica que puedan estar prevenidos acerca de los riesgos digitales, ya que los niños pueden llegar a ser muy inocentes en su corta edad y no estar listos para el mundo cibernético. Una de las claves que ofrecen los expertos en educación de niños en esta era del Internet es no dejar solo o sin supervisión a un niño que lo usa. No importa a qué edad sea su primera vez navegando, la función de los padres es educar, prevenir y supervisar a su hijo respecto a su uso. Los padres deben enfocarse más en educar a su hijo en cómo, por qué y para qué utiliza el Internet y qué riesgos tiene usar ciertas herramientas o navegar en determinadas páginas. Así que al momento de hablar con tu hijo sobre este tema, no lo hagas de una forma de reproche o regaño porque así no vas a llegar a ellos, mejor intenta enseñarles de manera que ellos entiendan que es el internet y para que ellos lo deberían utilizar, dales esa confianza para que ellos puedan acudir a ti cuando les suceda algo. Es fundamental que a tus hijos les expliques por qué no deben interactuar con personas que hayan conocido en internet por el peligro que implica para ellos de una manera en que no los asustes de usar el internet debido a que es una herramienta muy útil para aprender y con la cual deben estar familiarizados, pero si dejando en claro que no deben revelar información personal a personas que hayan conocido por este medio. También es necesario que les aconsejes a tus hijos que mantengan sus redes sociales de forma privada y que únicamente acepten a personas que ellos ya conozcan y que han conversado de manera presencial con ellos. Y sobre todo lo más importante es que seas cien por ciento sincero con tus hijos al momento que les hables sobre este  tema, para que de la misma manera ellos te cuenten si están pasando por alguna situación en específico.

  • 0 PADRES O HIJOS, ¿QUIÉN PASA MÁS TIEMPO EN EL CELULAR?

    Muchos padres piensan que sus hijos pasan numerosas horas en el celular al día, pero ¿cuántas horas pasas tu como papá frente a este aparato tecnológico? Según un estudio realizado por la Common Sense Media, una organización sin fines de lucro que ayuda a padres, educadores y niños a negociar con medios y tecnologías, comenta que los padres de familia pasan con sus celulares el mismo tiempo que sus hijos adolescentes y 3 horas más que sus hijos pre-adolescentes. Es decir que los pre-adolescentes pertenecientes a las edades entre 10 y 14 años pasan 6 horas diarias con su celular, mientras que los adolescentes los cuales corresponden a edades entre los 15 y 18 años pasan alrededor de 9 horas diarias con su teléfono móvil. Así que como papá está muy bien que te preocupes sobre las horas que pasa tu hijo con el celular o con cualquier otro dispositivo electrónico, pero ¿eres consciente de cuantas horas pasas tú en el celular? Y sobretodo ¿es ese el ejemplo que les quieres dar a tus hijos? En la actualidad todo se encuentra ligado a nuestro celular, porque por ese medio recibimos correos del trabajo, nos podemos comunicar con familiares o amistades, realizamos compras o pedidos, revisamos nuestras redes sociales y navegamos por internet; todo al alcance de nuestras manos. Pero es fundamental el priorizar el tiempo que le dedicas a tus hijos y no te distraigas con tu celular con cosas que pueden esperar. Así que la próxima vez que vayas a regañar a tus hijos por estar mucho tiempo en el celular, analiza cual ha sido tu comportamiento con el mismo, para que puedas disminuir tus horas en el teléfono móvil  y tus hijos puedan imitarte de forma positiva.